• Quien compra uno o más árboles adquiere la propiedad real de los mismos, durante su vida útil de 25 años. Al final de este tiempo, el árbol ya no tiene valor.
  • Cada año el propietario recibe un 8,5% de beneficio garantizado por su inversión.
  • Durante los 4 primeros años se devenga el 8,5% anual, pero no se reparte este beneficio hasta que no termina el año 4, en el que se produce la cosecha plena del árbol de cacao.
  • En el año 5, se paga el beneficio de los años anteriores. Pero si el propietario desea recuperar su compra durante ese año 5, se le devolverá el dinero invertido completo y se le pagará el 50% de los intereses acumulados. Si desea seguir con el plan hasta el año 25, cada año recibirá su beneficio del 8,5%.